15 49.0138 8.38624 arrow 0 bullet 1 6000 1 0 horizontal http://elrespetable.com 300 0 1
theme-sticky-logo-alt
Please assign a Header Menu.
2021-09-20
626 Views

¡Vaya fiestas patrias!

 DESPUÉS DEL DISCURSO DE AMLO EL 15 DE SEPTIEMBRE, COMO ERA DE ESPERARSE, LOS RECLAMOS Y LAS CRÍTICAS HAN SURGIDO DESDE TODOS LOS SECTORES NACIONALES E INTERNACIONALES...

Al presidente Andrés Manuel López Obrador se le ocurrió que los festejos por el 211 aniversario del inicio de la Independencia de México serían un extraordinario marco para estrechar lazos con el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, quien hace algunas semanas enfrentó un levantamiento de su pueblo para exigir libertad. El tirano dictador de un país comunista fue el invitado de honor en el desfile conmemorativo del 16 de septiembre.  

 López Obrador se ha distinguido en lo que va de su Gobierno por sus ocurrencias, por su falta de tacto, por su ignorancia supina, por su arrogancia, y por sus amistades ligadas al socialismo, al comunismo y fieles representantes de dictaduras. Pero esta vez excedió todos los niveles de agravio, de falta de respeto, de insolencia y prepotencia ante un pueblo mexicano que solo esperaba escuchar la acostumbrada arenga patria para corear los ¡Viva México!, celebrar la noche del 15 como es tradición, y al día siguiente ver el desfile. 

 Lo que nadie esperaba es que en ese acto conmemorativo se tuviese como invitado especial al heredero de la dictadura cubana, menos aún que se le diera el trato que se le brindó y que además, Andrés Manuel osara interceder por el régimen cubano para pedir a Estados Unidos levante el presunto bloqueo a la Isla. 

 Y aquí me permitiré replicar una parte del discurso de López Obrador, porque cada una de sus palabras seguramente tendrá un lugar en el muro de la vergüenza histórica de nuestro país:

 “El día de hoy recordamos esa gran gesta histórica y la celebramos con la participación del presidente de la República de Cuba, Miguel Díaz-Canel, quien representa a un pueblo que ha sabido, como pocos en el mundo, defender con dignidad su derecho a vivir libres e independientes, sin permitir la injerencia en sus asuntos internos de ninguna potencia extranjera.

«YA HE DICHO Y REPITO: PODEMOS ESTAR DE ACUERDO O NO CON LA REVOLUCIÓN CUBANA Y CON SU GOBIERNO, PERO EL HABER RESISTIDO 62 AÑOS SIN SOMETIMIENTO ES UNA INDISCUTIBLE HAZAÑA HISTÓRICA.

«En consecuencia, creo que, por su lucha en defensa de la soberanía de su país, el pueblo de Cuba merece el premio de la dignidad y esa isla debe ser considerada como la nueva Numancia por su ejemplo de resistencia, y pienso que por esa misma razón debiera ser declarada patrimonio de la humanidad.

Ahora sólo agrego que el gobierno que represento llama respetuosamente al gobierno de Estados Unidos a levantar el bloqueo contra Cuba, porque ningún Estado tiene derecho a someter a otro pueblo, a otro país. Es preciso recordar lo que decía George Washington: ‘Las naciones no deben aprovecharse del infortunio de otros pueblos».

Dicho con toda franqueza, se ve mal que el gobierno de Estados Unidos utilice el bloqueo para impedir el bienestar del pueblo de Cuba con el propósito de que éste, obligado por la necesidad, tenga que enfrentar a su propio gobierno.

Si esta perversa estrategia lograse tener éxito, algo que no parece probable por la dignidad a que nos hemos referido, repito, si tuviera éxito, se convertiría en un triunfo pírrico, vil y canallesco, en una mancha de que esas que no se borran ni con toda el agua de los océanos.

Es mejor el entendimiento, el respeto mutuo y la libertad sin condiciones ni prepotencia. Todavía vive y desde esta plaza principal de México le enviamos un saludo al presidente Jimmy Carter, quien supo entenderse con el general Omar Torrijos para devolverle a Panamá el canal y su soberanía. Ojalá que el presidente Biden, quien posee suficiente sensibilidad política, actúe con esa grandeza y ponga fin, para siempre, a la política de agravios hacia Cuba.

En la búsqueda de la reconciliación también debe ayudar la comunidad cubano-estadounidense, haciendo a un lado los intereses electorales o partidistas. Hay que dejar atrás resentimientos, entender las nuevas circunstancias y buscar la reconciliación.

Es tiempo de la hermandad y no de la confrontación, como lo señalaba José Martí. El choque puede evitarse con el exquisito tacto político que viene de la majestad, del desinterés y de la soberanía del amor.

¡Que viva la independencia de México!

¡Que viva la independencia de Cuba!

¡Que viva la independencia de todos los pueblos del mundo!

¡Que viva la fraternidad universal!”. 

Ese fue parte del temerario texto leído por el mandatario mexicano que ya de por sí con la sola invitación a Díaz-Canel había propinado una bofetada al pueblo cubano, a su levantamiento y a su exigencia de libertad. 

 Después de este patético discurso, como era de esperarse, los reclamos y las críticas han surgido desde todos los sectores nacionales e internacionales reprochando al presidente mexicano la impertinencia y compadeciendo a los mexicanos “por ese presidente de tan poca estatura intelectual y moral”.  

ARVIDE, OTRA VERGÜENZA  

A la polémica pseudo ex periodista Isabel Arvide Limón, le pareció también una buena idea agradecer el inmerecido regalo que le dio hace poco más de un año Andrés Manuel López Obrador, quien la convirtió en Cónsul de Estambul, Turquía, -sin contar con credenciales para ello- y en el marco de la celebración de la Independencia de México en aquel país, incluyó en la tradicional arenga al presidente López Obrador junto a los héroes nacionales, generando un escándalo en redes sociales debido a los abucheos que se llevó y el muy sentido reclamo de una mujer que le reprochó dicha falta de respeto. 

 Y es que durante la celebración de la Independencia de México, Arvide, frente a todos los presentes decidió incluir al mandatario mexicano y gritar “Viva Lopez Obrador”. El video se viralizó y el tema se convirtió rápidamente en tendencia en redes sociales.  

Acto seguido, Arvide escribió en su cuenta de Twitter que ella siempre se ha alejado de la “tibieza”, puesto que ha decidido tener sus convicciones y definiciones claras,  dejando ver que el acto que realizó durante la arenga representa su posición política y social.

“Hay quienes deciden vivir en la tibieza, navegando entre conveniencias. Yo decidí vivir la mía entre convicciones y definiciones. Así he vivido cada día, de cara a todos los espejos”, redactó en su cuenta oficial de Twitter. 

En los comentarios, los usuarios de Twitter compartieron imágenes de la propia Arvide con otros presidentes como Carlos Salinas de Gortari, con quien posa con una amplia sonrisa, recordándole que, ella “ha navegado entre conveniencias” en cada sexenio. 

En este contexto, es imposible no recordar las circunstancias en que se dio la designación de esta mujer como cónsul de México en Turquía, quien en marzo de 2020 se presentó en una de las conferencias mañaneras del presidente para reclamar recursos en publicidad al Gobierno para su medio de comunicación, y en julio ya había sido nombrada cónsul sin haber sido nunca funcionaria pública ni tener experiencia diplomática alguna.  

Después de su polémica arenga y el escándalo que derivó, Isabel Arvide, escribió en Twitter:

 “La mujer que gritó, que se enfrentó a personal de seguridad del hotel y a funcionarios del Consulado, se llama Gabriela Cano. Me pidió trabajo hace un año sin éxito. Es la responsable de editar y filtrar los audios de empleados turcos. Así o más claro?????”. 

 Gracias a este tuit complementario e innecesario por parte de la cónsul, hoy sabemos que la mujer que justamente le recriminó colocar al presidente junto a los grandes próceres de la independencia, es una periodista mexicana especialista en medios de comunicación para justicia social que ha documentado importantes eventos como el atentado en el aeropuerto de Estambul, entre otros.   

Isabel Arvide, ha estado envuelta en escándalos desde el mismo momento en que fue distinguida como cónsul por el presidente López Obrador, quien solo él sabe las razones de tal designación. Pero lo que no puede hacer esta diplomática es faltar al respeto de los mexicanos incluyendo en su arenga patria al presidente como si este fuese un héroe de la independencia.

 Y por otro lado, siendo la máxima representante mexicana en Estambul y quien se supone está para defender y velar por los derechos de los connacionales,  no puede despojarse de la investidura para exhibir la identidad de la mujer que le reprochó el trato que dio de héroe a López Obrador, y exponerla a un linchamiento mediático, afirmando además que la dama se encontraba borracha y drogada.

 Quizá a Isabel Arvide correspondería ofrecer una disculpa pública por sus excesos, y tal vez al presidente exigirle la renuncia al cargo que le encomendó. ¡Vaya fiestas patrias!.

Doctor en Derecho y Notario; Analista y Columnista Sociopolítico; Consultor en Admon. y Políticas Publicas; Pdte. de Conciencia Cívica, A.C. y JALISCOenPLENO, A.C.