15 49.0138 8.38624 arrow 0 bullet 1 6000 1 0 horizontal http://elrespetable.com 300 0 1
theme-sticky-logo-alt
Please assign a Header Menu.
2021-08-13
769 Views

Hagamos y Futuro recibirán tres veces más de recursos que partidos nacionales

HAGAMOS RECIBIRÁ 199 MDP Y FUTURO, 181 MDP

A pesar de haber obtenido menos del cinco por ciento de votación, los partidos locales Hagamos y Futuro estarían recibiendo una bolsa de 380 millones de pesos.  

En comparación, la partida destinada a los partidos nacionales es de 117 millones de pesos y se repartiría entre los cinco institutos políticos acreditados ante el Instituto Electoral y de Participación Ciudadana (IEPC).  

Kumamoto, ex candidato a Zapopan por Futuro, en un evento de campaña.

El pasado 11 de agosto, los subsidios para actividades ordinarias y específicas del ejercicio 2022 fueron aprobadas por la Comisión de Prerrogativas a Partidos Políticos del IEPC. 

Los montos se basan con fundamento en la resolución de la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, la cual establece que los recursos entregados a partidos son por medio de dos bolsas: una para institutos nacionales y otra para locales. 

El primer grupo lo conforman Movimiento Ciudadano (MC), el Partido Acción Nacional (PAN), el Revolucionario Institucional (PRI), el Verde Ecologista de México (PVEM) y el Movimiento Regeneración Nacional (Morena). 

Ahora, el acuerdo será puesto a votación por el pleno del órgano electoral y de aprobarse, Hagamos accedería a 199 millones de pesos, mientras que a Futuro haría lo propio con 181 millones de pesos.  

Integrantes de Hagamos en campaña.

En comparación, Movimiento Ciudadano (MC) recibiría 40 millones de pesos a pesar de haber obtenido 33.50 de votación; Hagamos y Futuro alcanzaron en los comicios 4.80 y 4.20 por ciento, respectivamente.  

Destaca la cantidad de recursos que recibirán Hagamos y Futuro cuando Pedro Kumamoto, líder de este último, fue el impulsor de la ley conocida como «Sin voto no hay dinero», la cual establece que el financiamiento otorgado a los partidos en años electorales debe depender del número de personas convencidas con su voto.