15 49.0138 8.38624 arrow 0 bullet 1 6000 1 0 horizontal http://elrespetable.com 300 0 1
theme-sticky-logo-alt
Please assign a Header Menu.
2021-03-23
2290 Views

Retrato hablado

EL PRIMER LOTE DE VACUNAS NO ALCANZÓ NI A CUBRIR A LA TERCERA PARTE DE ADULTOS MAYORES DE LA CIUDAD Y GENERÓ DESESPERACIÓN, HORDAS DE CIUDADANOS YENDO A HACER FILAS BAJO LAS ESTRELLAS Y EL SOL...
Se lo sugirieron, pero Enrique el Separatista dijo que no, que como buen país independiente y autónomo Jalisco tiene que mostrar su vanguardismo en todo, en particular en temas analizados con microscopio por la opinión pública como el de la vacunación de adultos mayores.

Así que nada de copiar a la Claudia Sheinbaum, esa odiosa crush en la Ciudad de México, que decidió apoyar al Plan Nacional de Vacunación coordinando a las alcaldías para que se citara a los ciudadanos mayores de 60 años por orden alfabético, lo que demostró su eficacia para evitar aglomeraciones.

Le dijeron que era la forma mejor, que esa experiencia podría aprovecharse en Jalisco sobre todo en Guadalajara, donde un primer lote de vacunas no alcanzaría ni a cubrir a la tercera parte de adultos mayores de la ciudad y generaría la desesperación, hordas de ciudadanos yendo a hacer filas bajo las estrellas y el sol.

Ni madres, para qué entonces se gasta tanto en La Covacha sino es para mostrar con cámaras, drones y granjas de bots que el rumbo jalisciense es muy distinto al del país del Peje, del anciano cabecita de algodón y payaso que no tiene mi facilidad de palabra, mi preparación académica ni mi caché social que me permite convivir con el ciudadano de a pie pero también con basquetbolistas de la NBA, futbolistas de la Champions y hasta con Silvio Rodríguez, aunque no me crean esto último.

Al jefe ya lo conocen sus súbditos, mejor no le insistieron, pero aún así Enrique el Presidente estalló en llamas ante la sola sugerencia de repetir lo que ha hecho la jefa de gobierno. Su calva ardió por la dilatación vascular. Pendejos, dijo pero no lo pensó, una costumbre ya muy arraigada en él.

NI MODO, LA GENTE SE ORGANIZÓ COMO NUNCA PENSÉ QUE LO HARÍAN, UN PROCESO ESPONTÁNEO PARA LAS FILAS Y ENTREGAR FICHAS ENTRE ELLOS MISMOS QUE EVITÓ EL CAOS.

Ahora mejor me voy a la Ciudad de México y en la CONAGUA voy a exigir muy claramente que ya pongan en operación la presa El Zapotillo, porque así se reactivará el manoteo con dinero público, digo la inversión productiva que salvará a Guadalajara de la sequía.

Antes de irse a la capital del país, ya mejor no le dijeron que él había dicho en su campaña para gobernador que defendería los pueblos amenazados por la presa El Zapotillo, que tenía dudas acerca de que efectivamente la presa pudiera ser la solución ante el escaso flujo del río Verde, que había multitud de violaciones a los derechos humanos de los pobladores a quienes no se consultó sobre la obra. No los hubiera oído, de todos modos

PARTIDIARIO

Balacera.- ¿Qué se llevaron quienes asaltaron la noche de este lunes 22 de marzo a La Covacha, la empresa recaudadora privada de Enrique Alfaro y socios nananaranjas, digo la agencia de publicidad que lleva las cuentas de los gobiernos de Movimiento Ciudadano? No creo que los cientos de millones de pesos que ha obtenido de las arcas públicas gracias a Alfaro, porque esos ya están a buen resguardo o se gastaron en importantes obras sociales (ajá). La impresionante presencia policial en cuanto ocurrió el asalto que incluyó detonaciones de arma de fuego, seguramente da fe que lo que se llevaron vale más que el dinero, pues ahí es probable que se encuentre la memoria digital de las granjas de bots alfaristas, esa huella que podría mostrar cómo la mejor publicidad de La Covacha no es precisamente la que vemos cuando el pequeño wixárika canta alegremente. ¡Ay nanananitaaa!…

Y ya con esta.- La costumbre del poder, esa controvertida serie de seis novelas de Luis Spota que hace un fresco del modelo político mexicano de las décadas de los 70’s y 80’s del siglo pasado, otra vez muestra su arraigo con la realidad cuando en Jalisco, en Guadalajara, en MC, el cenit del poder del patriarca rápidamente se transforma en el inicio del declive al nombrar al sucesor. Obligado por las circunstancias, Alfaro sabe que el sucesor además será un Pablo Lemus que más tardará en ganar -si es que gana- que en pintar su raya. Y entretelones como la renuncia de Salvador (muy) Caro a la reelección de diputado también pueden leerse en ese tratado político novelado que escribió Spota, para descubrir que es otro de los síntomas de que se acabó lo que se vendía. Lo cierto es que, también Spota lo describe, Alfaro se va a resistir a reconocer que comenzó su caída como ya lo muestra con la urgencia de asustar oootra vez con el petate del muerto de separar a Jalisco del pacto fiscal federal…

Sigue a Partida en Twitter:

Periodista con experiencia en prensa escrita, radio y televisión. Corresponsal en Jalisco del diario La Jornada