Concurso de egos

290
0
Compartir

En un verdadero show mediático se tornó el asunto sobre el posible conflicto de intereses del hoy ex Delegado para los Programas de Desarrollo Federales en Jalisco, Carlos Lomelí Bolaños, dado que lo que se ha venido observando pareciera ser un concurso de egos donde luchan por colgarse la medalla de su dimisión una agrupación civil llamada “Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad” que encabeza el polémico empresario de derecha Claudio X. Gonzalez, y por otra la Secretaria de la Función Pública (SFP), Irma Eréndira Sandoval, debidamente tutelada por su esposo, el investigador universitario John M. Ackerman, que cual hincha, ha salido a las redes sociales a apoyar a su señora esposa.

Un asunto que podría tener alguna consecuencia importante pero que aún está en etapa de investigación ha sido motivo de desencuentros; y me refiero a que siendo como lo es, acorde a lo que afirma la titular de la función pública, solamente el inicio de siete investigaciones en curso, (cuatro por conflicto de interés y tres por infracciones a la Ley Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos, entre las que destacan presunto cohecho, tráfico de influencias y enriquecimiento oculto), no parece ser una situación como para merecer la forma que se están vanagloriando de algo que aún resulta prematuro determinar su alcance final.

Como bien lo dijo la secretaria Sandoval, habrá que esperar la determinación final de esas investigaciones, el resultado claro y transparente que de ellas se otorgue, la reacción que debe ser lógica por las vías legales de a quienes se les atribuye presuntamente conductas fuera de norma y el inicio de procesos que deben tener la rigidez legal necesaria para que tengan solvencia.

De ahí que no pareció muy adecuado la forma en que hasta sonriente y semi burlesca presentó los resultados de inicio de investigaciones la secretaría Sandoval,

Como tampoco fue bien visto que fuera su esposo quien saliera a redes sociales a aclarar que la situación que motivó la dimisión de Carlos Lomelí no fue por la injerencia o la investigación de la organización de Mexicanos Contra la Corrupción  sino por el trabajo de su esposa Irma Sandoval.

Mayor cuidado ha tenido el titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), Santiago Nieto, a quien se le reconoce su profesionalismo y su labor callada pero que de alguna forma también ha salido a la palestra a afirmar que está trabajando en conjunto con la SFP.

Insisto, habrá que esperar resultados, habrá que esperar procedimientos, habrá que esperar debidos procesos y que esto llegue a las consecuencias que tengan que ser conforme a derecho, eso es lo ideal.

Pero la pregunta es ¿por qué no se tiene información y no se le da esa profusión de difusión a las posibles indagatorias o investigaciones en curso, si es que las hay, sobre lo que está pasando en Sonora con los ilícitos, con los delitos ecológicos y de otro orden que ha venido cometiendo el Grupo México Ferromex envenenando aguas y tierras con consecuencias fatales para la sociedad de Sonora y otros lugares de México? ¿Por que no se avanza en forma en temas como la denuncia que se ha interpuesto y que ya llegó al ámbito federal en el asunto del programa llamado “A Toda Máquina”, que se implementó en Jalisco por el Gobernador Enrique Alfaro y del que se presume incurre en una serie de situaciones irregulares, toda vez que ya la diputación local en Jalisco del partido Morena ha acudido a las instancias federales al denunciar la existencia de recursos del orden federal en este programa que debe ser investigado?.

Ojalá no se quede simplemente en archivos carpeteables sino que al igual que se le dio difusión a la actividad realizada en el asunto en contra del ahora ex delegado federal en Jalisco se haga lo propio con otros asuntos importantes como son efectivamente el tema del Grupo México y su alta incidencia delictiva así como el tema del famoso programa A Toda Máquina por el que el Gobierno de Jalisco otorgó un contrato multimillonario que asciende a casi 3 mil 700 millones de pesos, a un amigo del gobernador. 

Compartir

Dejar un comentario