‘Urge pacto social que incluya a todos’

1351
0
Compartir

Zárate sostiene que el PAN puede regresar a Guadalajara.

EL CANDIDATO DEL PAN A LA ALCALDÍA DE GUADALAJARA SOSTIENE  QUE SE DEBE IMPULSAR UNA AGENDA METROPOLITANA PARA GENERAR SOLUCIONES CONCRETAS

Miguel Zárate es un empresario constructor que busca el bien común, por eso aceptó ser el candidato del PAN a la Alcaldía de Guadalajara. Es un perfil fresco, preparado, ciudadano, que quiere llevar al PAN al lugar que ocupaba anteriormente.

De entrada, sostiene que la política debe hacerse para todos, y no para unos cuantos. Y que la política debe humanizarse, ser abierta, lejos de los perfiles políticos que sólo buscan esconder sus verdaderas intenciones.

¿Cómo se siente rumbo a la elección por la alcaldía de Guadalajara?

Me siento muy contento, entusiasmado, emocionado; y viendo, con la disposición de la gente, qué es lo que sienten y cuál es el ambiente que hay en la ciudad. La verdad es que está muy complicado.

¿Qué es lo que ha advertido ahora que ha estado en las calles?

La gente está cansada de todos. Cataloga a todos los políticos como unos sinvergüenzas, como unos abusivos, que sólo van con ellos cuando les conviene, o sea, en tiempo electoral. La gente tasa a todos los partidos y a los políticos con la misma moneda. Sin embargo, hay una esperanza que alguien llegue y les empiece a ayudar y brindar las herramientas para solucionar sus problemas.

Durante todo este tiempo de caminar la ciudad, puedo decir que lo más gratificante ha sido conocer las historias de vida de estas personas; ha sido impactante. Hay historias de mucho dolor, hay gente que de verdad se la parte todos los días y no encuentras en ninguna institución alguna ayuda, alguna esperanza de solucionar sus problemas inmediatos.

¿Cómo siente al gobierno saliente de Movimiento Ciudadano?

La gente habla y cataloga a todos de la misma manera. Ahorita los que tienen mayor desgaste en Guadalajara, obviamente, son los de Movimiento Ciudadano, y también el PRI que gobierna en el estado. Creo que es una elección muy complicada, y si no nos metemos los ciudadanos a aportar soluciones con la gente, no vamos a tener una respuesta favorable.

El gobierno que llegue y que diga que por sí solo va a resolver los problemas está mintiendo y está engañando. Tiene que haber la posibilidad de generar lazos y estrategias con la gente para dar solución a sus problemas.

“No se puede hablar de recuperar una ciudad y de combatir a la delincuencia, si no actuamos desde la base”.

¿Cómo siente a Enrique Alfaro?

Desgastado. Él es el alcalde que tiene la calificación más baja de la Zona Metropolitana. En las próximas elecciones es imposible que exista una ola o un fenómeno como el que sucedió hace tres años. Creo que más bien vamos a tener un mosaico multicolor en toda la Zona Metropolitana, lo cual obliga a todos los alcaldes que sean electos a tener más disposición al diálogo, a ceder sus protagonismos políticos y sus intereses partidistas para poder trabajar en conjunto por toda la ciudad.

Yo contiendo por la presidencia municipal de Guadalajara, pero pensar que desde Guadalajara se pueden resolver todos los problemas, es absurdo. Tiene que haber una agenda metropolitana definida y tiene que haber voluntad para generar las soluciones necesarias.

¿Cómo siente al priismo en Guadalajara?

Creo que el priismo se va a enfrentar a la peor elección de su historia. Trae un desgaste desde hace mucho, y además, las calificaciones que no son negativas para el gobernador, Aristóteles Sandoval, no se las ha podido pasar a ninguno de sus candidatos.

El PRI arrastra un descrédito a nivel nacional que se ve reflejado en el bolsillo de la gente y donde, hasta la fecha, no ha habido resultados positivos en las acciones que han estado llevando a cabo. El tema de la corrupción, el tema de los abusos de muchos gobernadores priistas viene a contribuir con ese descrédito.

¿Cómo siente al PAN como partido en Guadalajara?

A mí me invita a participar el PAN, y no tengo nada más que agradecimiento por darme una oportunidad de poder demostrar que la gente puede gobernar con la gente.

El PAN se equivocó en su momento: el exceso de poder y las personas de las que se componían los gobiernos de aquel entonces de alguna manera se equivocaron, y esto les ha llevado a no estar gobernando durante los últimos nueve años. La gente los castigó y le dio la oportunidad a otras expresiones políticas.

Creo que a final de cuentas el PAN es un partido político que hace introspección, analiza de qué manera puede seguir acercándose a la ciudadanía, y voltea a ver a un ciudadano común y corriente como tu servidor para encabezar la propuesta para el municipio de Guadalajara. Esto se agradece y me compromete no sólo con la gente de Acción Nacional, sino con los tapatíos.

¿Qué posibilidades te ves de triunfo en esta elección?

Como te dije, la gente está cansada y harta de los políticos, y eso se va a ver reflejado en las urnas el 01 de julio. Guadalajara tiene un nivel de educación mayor que el promedio nacional, en Guadalajara se va a dar un voto diferenciado, van a valorar a las personas que representan a los partidos políticos y las candidaturas independientes. Yo por eso creo que hay una gran oportunidad de que el PAN vuelva a gobernar en Guadalajara.

La diferencia en puntos entre los candidatos a Guadalajara, al arranque, no es mucha. ¿Qué es lo importante? Dar a conocer a las personas y sus propuestas para que la gente tome una decisión. Es importante convocar a todas las personas a que salgan a votar, a que venzamos la pereza y todas las cuestiones que se van a dar el 01 de julio, porque quizás, hasta futbol con la Selección Nacional tengamos. Hay que vencer todos esos distractores para salir y votar.

El PAN nacional, ¿no le afecta en lo local? ¿No hay una confusión ahí? ¿No siente que le pueda afectar?

Por supuesto que hay una confusión. A final de cuentas la decisión que se tomó a nivel nacional tiene un objetivo claro. Yo creo que es un ejemplo de Anaya, en el cual ha podido consolidar en una sola expresión a lo que México necesita. Lo que ha logrado no es fácil, y lo logró en poco tiempo, y eso es de reconocerse.

A manera personal, en las ocasiones en las que he tenido la oportunidad de platicar con él, lo veo como un joven capaz, educado, culto, decidido, valiente, y que sobre todo escucha y es agradecido. Ésa es una opinión personal de las veces que he podido platicar con él. En estos momentos existen nada más dos opciones para el país: la expresión de López Obrador y la expresión de Ricardo Anaya. Simplemente hay que tomar una decisión.

¿Y en lo estatal?

En lo estatal: qué bueno que se tomaron las decisiones y que Enrique Alfaro y su Movimiento Naranja va solo, y que el PAN presenta un candidato a gobernador decente, coherente, responsable, congruente, culto y que tiene todo para poder ser un buen gobernador.

En Guadalajara y Zapopan pasa lo mismo. En Guadalajara el PAN se decide a invitar a un ciudadano que toda la vida se ha dedicado a participar, desde otras trincheras, siempre por una mejor ciudad, siempre abriendo espacios para que pueda haber expresión de la gente, siempre tratando de ser un contrapeso a los distintos gobiernos de todos los colores.

Ésa es la ventaja que yo tengo sobre mis adversarios: no soy un político. Me ha tocado vivir y sufrir todas las condiciones que nos han puesto los gobiernos municipales, estatales y federales. Por eso creo que hay una gran oportunidad de salir triunfantes este 01 de julio.

¿Cuál es su opinión de López Obrador?

En lo personal creo que muchas de las cosas que se dicen de él son inventadas. Tanto por su equipo como por los otros equipos. Creo que es un político colmilludo, arraigado, que conoce el país; sin embargo, representa lo que yo no quiero para México, representa el México de los años setentas, el corporativismo en su máxima expresión, él hubiera estado muy bien siendo candidato del PRI en los años sesenta, y creo que incluso le habría ido bien al país. Ahorita las cosas han cambiado, México es otro y las necesidades de México con el mundo son otras totalmente; no creo que tenga la capacidad para poder encabezar. Le respeto mucho, reconozco el trabajo que ha hecho todo este tiempo, sin embargo, eso no es suficiente.

¿Qué nos puede decir de la seguridad en Guadalajara?

Independientemente de las cuestiones económicas, los servicios, y todas las demás cuestiones que puedan mencionarte, lo que más les preocupa a los ciudadanos es la seguridad. Nosotros arrancamos campaña en el centro de la ciudad, pero no con un evento masivo ni mucho menos: nos fuimos a platicar con quien habita el centro y sus barrios. Conocimos unas historias de vida que son terribles, pero también esperanzadoras.

La verdad es que conocer personas que han dejado de delinquir y que ahora su manera de vida es a través de cuidar o lavar un coche, o de vender botellitas de agua en una esquina, para ellos es un logro. Han tenido evolución, sin embargo, no tienen las herramientas, ni estructurales, ni mentales, ni saben con quién acudir para poder dejar de hacer lo que han estado haciendo tanto tiempo.

Otro problema es que Guadalajara está cooptada por distintos grupos del narcotráfico que son un verdadero cáncer, que han robado y desaparecido a muchas personas. Y no se puede hablar de recuperar una ciudad, de tener un centro más bonito, de tener un centro turístico, de combatir a la delincuencia, si no actuamos desde la base.

¿Cómo plasmar esto en el Gobierno?

Me interesa un gobierno que pueda construir con todos una mejor ciudad. No quiero decir que vamos a barrer al narcotráfico, porque eso significa que vamos a colocarlos en otro lado. Tenemos que trabajar en la estructura para darles las oportunidades y que los ciudadanos puedan subir, para que puedan estudiar.

Creo que los industriales, los empresarios, los comerciantes, la academia, la iglesia, hemos dejado de hacer cosas y por eso tenemos la ciudad que tenemos. Es hora de que empecemos a hablar de un pacto social, donde todos aporten lo que tienen desde su base.

Necesitamos arrancar de las manos del crimen a los jóvenes. Si hablamos de desaparecidos, alguien desaparece todos los días y nadie dice nada. Necesitamos entender que todos somos personas, que todos tenemos sentimientos, que todos tenemos aspiraciones y que todos merecemos vivir mejor.

¿Qué opina del comercio ambulante?

Todos tenemos que tener la oportunidad de llevar el pan a la casa. El país no ha sido capaz de brindar las herramientas, las fuentes de empleo, para todos. El comercio informal ha sido una solución para que mucha gente viva decentemente. Hay que reglamentarlo, hay que ordenarlo, pero sobre todo hay que tratar dignamente a las personas y hay que trabajar también con el comercio formal para dejar espacios donde pueda haber convivencia para que todos puedan hacer su labor sin hostigamientos, porque a final de cuentas son parte de una cultura y eso no lo podemos negar.

PROPUESTAS

La campaña se divide en seis ejes:

Guadalajara Metropolitana: tiene que haber una agenda metropolitana donde estén incluidos todos los tapatíos, y me refiero a los cinco millones de personas que vivimos en esta gran ciudad.

Seguridad: protegerte es mi responsabilidad, y tenemos que recuperar los espacios públicos, y enfrentar a la delincuencia a través de estrategias de prevención y de participación, de recomponer el tejido social.

Integridad: la administración debe ser transparente, honesta, profesional y sometida a una evaluación constante. Como un gobierno abierto yo me encargaré de rendir cuentas a la sociedad.

Equidad: trabajaremos constantemente para todos los tapatíos, para los grupos vulnerables y para los grandes grupos, para todas las personas. Hay que tener una atención especial para quienes así lo requieran.

Participación: creemos que la familia es el núcleo de la sociedad, y la participación ciudadana se construye a través de ella, con tu familia. Yo soy incapaz de criticar o estigmatizar a cualquier persona por cómo haya decidido vivir, y todos provenimos de una familia, y todos hemos decidido formar una familia de distintas maneras. Yo sería incapaz de excluir a ninguna persona por sus creencias, por su sexualidad, por cómo haya querido vivir. Todos somos iguales y el gobierno municipal tiene la obligación de dotar de servicios por parejo a todos.

Gobierno a Demanda: simplificación de trámites, digitalización de servicios, atención basada en una administración que facilita que las necesidades de los usuarios sean resueltas; un gobierno que esté al servicio de la gente. Tenemos que lograr con herramientas, como los smartphones, tener a un inspector que nos diga dónde está pasando algo, dónde hay un bache, dónde hay una lámpara fundida, dónde hay un árbol caído, dónde se está cometiendo algún delito, para atenderlo de manera inmediata.

Compartir

Dejar un comentario