¿Cuándo, dónde y por qué rompieron Lomelí y Alfaro?

4220
0
Compartir
Carlos Lomelí y Enrique Alfaro.

Carlos Lomelí y Enrique Alfaro.

ALFARO EVADE SONDEO EN ZAPOPAN PROMETIDO A LOMELÍ; MC ESPERABA QUE CARLOS LOMELÍ REGRESARA DIPUTACIÓN PLURINOMINAL

El jueves 27 de abril podría considerarse el día en que formalmente rompieron Carlos Lomelí y Movimiento Ciudadano. Ese día, reunidos en la ciudad de México, con el dirigente nacional Dante Delgado como testigo, el empresario se negó a entregar la diputación que obtuvo a través del partido naranja. Lo que vino después, incluso los despidos en Zapopan, fue consecuencia de una mala ruptura.

Según integrantes de Movimiento Ciudadano, cuando Lomelí adelantó que analizaba la posibilidad de sumarse al proyecto de Andrés Manuel López Obrador, en el partido de Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), aceptó entregar la diputación federal, que obtuvo por la vía de la representación proporcional. Esto sucedería una vez que confirmara su salida de MC.

Lomelí esperaba un mayor esfuerzo de MC para retenerlo. Cuando antes de las elecciones de 2015 se decidió que no sería candidato a alcalde de Zapopan, aceptó contender por una diputación federal. También había admitido someterse a la candidatura a Gobernador de Enrique Alfaro Ramírez en el 2018.

Claro, a cambio, consiguió todas las plazas que quiso en el Ayuntamiento de Zapopan.

¿Qué fue lo que lo hizo cambiar de parecer? Según integrantes de su equipo, Enrique Alfaro se comprometió con él a medir quién tenía más posibilidades en Zapopan para 2018. Cuando recibió formalmente la invitación de López Obrador, aseguran, “sondeó” si se haría esa revisión. La respuesta fue negativa. Directamente le aclararon que Pablo Lemus Navarro buscará la reelección y que tiene el respaldo de Alfaro y del partido.

En las conversaciones que hubo en los días posteriores, Lomelí aseguró a Enrique Alfaro que no buscaría la candidatura al gobierno del estado por Morena, para no enfrentarse directamente. Pero en eso también cambió de opinión.

Al parecer, la visita que hizo a Guadalajara a mediados de marzo la secretaria general de Morena, Yeidckol Polevnsky, para hablar con el empresario dulcero Enrique Michel sobre la posibilidad que sea el candidato a Gobernador, llevó a Lomelí a también levantar la mano.

Las conversaciones con Movimiento Ciudadano fueron volviéndose tensas, hasta que llegó el momento de formalizar la incorporación de Carlos Lomelí a Morena y, por ende, el punto en que se había comprometido a solicitar licencia a la diputación federal. Pero decidió quedarse con la curul, lo que molestó a los emecistas.

Así, Movimiento Ciudadano perdió un diputado federal. Además, los dos regidores que él había colocado en la planilla de Pablo Lemus en Zapopan, Hiram Torres y Ana Lidia Mendoza, anunciaron su salida de la bancada de MC, para respaldar abiertamente a López Obrado.

El reciente conflicto sobre los despidos de 46 trabajadores afines a Carlos Lomelí en Zapopan, sólo fue consecuencia del rompimiento de su jefe político con Movimiento Ciudadano.

Los trabajadores, entre quienes está el director del llamado “Hospitalito”, aseguraron que se trató de una venganza política. Sin embargo, también el ayuntamiento se había preparado, reuniendo evidencia de su participación en actividades de Morena durante sus horarios de trabajo, especialmente fotografías publicadas por ellos mismos en sus cuentas de redes sociales.

Carlos Lomelí realiza eventos en Zapopan.

Carlos Lomelí realiza eventos en Zapopan.

Personas cercanas a Carlos Lomelí aseguran que además fueron advertidos de “no hacer demasiado ruido” por el conflicto. Desde MC, por su parte, señalan que no hubo una reacción fuerte porque el empresario sabe que tiene problemas graves como proveedor del Seguro Popular en Jalisco, por lo que le conviene más no pelear con los naranjas, que podrían tener espacios importantes después de las elecciones de 2018.

Con este rompimiento, dicen que el más contento es Pablo Lemus, quien siempre había encontrado poca disposición del equipo de Carlos Lomelí para hacer su trabajo en el ayuntamiento, sin contar que el empresario no dejaba de ser una sombra que, ante cualquier falla, podía convertirse en su adversario por la candidatura emecista a Zapopan en el 2018.

Por su parte, el equipo de Carlos Lomelí ahora tendrá que trabajar para convencer a Andrés Manuel López Obrador que puede ser mejor candidato que Enrique Michel, sobre todo porque al propietario de la fábrica de dulces más importante de la entidad se le puede reprochar su pasado priista, especialmente con vínculos con Alfredo Barba Hernández.

Lomelí ya no puede dar pasos hacia atrás, pues en Movimiento Ciudadano ya no encontraría cabida, por lo que ahora su guerra tendrá que enfocarse hacia Enrique Michel, si no quiere quedarse sin ninguna de las dos opciones que tenía. Su premio de consolación podría ser la candidatura por Morena en Zapopan.

Otro que también dejó MC para sumarse a Morena es el diputado local Hugo Rodríguez, quien por cierto nunca ha dejado de suspirar por la candidatura de Zapopan y ahí podría ser también un obstáculo para Carlos Lomelí.

Compartir

Dejar un comentario

WordPress Image Lightbox