Bailando con Sergio

1070
0
Compartir

Salvador Cosio-08Con la detención de Sergio Kurt Schmidt Sandoval, alias “El Pistolas”, quien fue acusado por las autoridades federales de ser el principal operador financiero del Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG), y cuya cabeza visible es el capo Nemesio Oseguera Cervantes, “El Mencho”, se genera un parte aguas en la vida sociopolítica de Jalisco.

Pareciera que al ser capturado Schdmit, y estar siendo expurgado por las autoridades federales, empezó la música adecuada para que, como se dice en el argot popular, “baile con la más fea” el ex Gobernador de Jalisco, Emilio González Márquez, llevando como primer acompañante al ex presidente municipal de Ayutla, ex alcalde vallartense, y actual legislador local por segunda ocasión, Ramón Demetrio Guerrero Martínez, más conocido como “El Mochilas”.

González Márquez es, aún, militante del Partido Acción Nacional (PAN). Sin embargo,  existe desde hace ya algún tiempo la petición para que sea expulsado de ese instituto político, incoada por militantes panistas de Guadalajara. Arguyen que González Márquez traicionó a ese partido al haber generado canalización trascendente de apoyos diversos a favor de Enrique Alfaro Ramírez, tanto cuando contendió por la Gubernatura de Jalisco en la elección del año 2012, como para los comicios de 2015 en los que Alfaro buscó y logró ganar la elección para la presidencia municipal de Guadalajara, en ambas ocasiones abanderando al Partido Movimiento Ciudadano. Los panistas señalan de fundamental ese respaldo, que creen, otorgó González Márquez al actual Alcalde tapatío, cosa que generó un daño al PAN.

Ramón Demetrio Guerrero Martínez, alias “El Mochilas”, es un caso interesante por la forma en que, de ser un activista de su partido de origen, el PAN, accedió a la presidencia municipal del pequeño municipio de Ayutla, para convertirse después, en 2009, en diputado local, y llegar, en 2012, a la Alcaldía de Puerto Vallarta. Sin embargo, está última responsabilidad la alcanzó tras renunciar al PAN por no haber logrado ser candidato de ese partido, y enrolarse en Movimiento Ciudadano (PMC), por el que también contendió en la elección de 2015 para ocupar nuevamente un escaño en El Congreso del Estado de Jalisco. Todo esto gracias al respaldo fundamental de dos destacados políticos panistas: Abraham Kunio González Uyeda y Eduardo Rosales Castellanos. Ambos, además de ser muy influyentes en factores decisorios en el PAN, mantienen una sólida vinculación y ascendencia con y sobre “El Mochilas”. Esto no significa, necesariamente, que sean ellos quienes obligan las acciones del hoy legislador, ni que compartan autoría y responsabilidad sobre los actos o decisiones del ayutlense, quien ahora es un importante vector político y económico en Vallarta.     

Pero no sólo Emilio González Márquez y Ramón Demetrio Guerrero Martínez deben estar temerosos por lo que pueda estar declarando a las autoridades federales Sergio Kurt Schdmit Sandoval: igual podrían estar así varios connotados personajes que figuran en la escena política y empresarial jalisciense, quienes deben estar muy preocupados e invadidos de miedo por lo que pueda estar declarando “El Pistolas”. Este personaje está acusado de muchos crímenes, y seguramente tiene decenas de cómplices que pronto debieran ser expuestos y caer detenidos para someterles a proceso y ser condenados adecuadamente.

Es importante exigir a las autoridades federales y de Jalisco que lleguen al fondo en este caso y en relación a quienes pudieren ser cómplices en los crímenes presuntamente cometidos por Schmidt Sandoval.

Además, es imperativo que actúen atingentemente en el ámbito de sus respectivas competencias, a fin de procurar las sanciones ejemplares correspondientes para todos aquellos que resulten vinculados al presunto delincuente, quien fue capturado el pasado 18 de agosto en el Fraccionamiento Bugambilias, del municipio de Zapopan. “El Pistolas” está sometido a la indagatoria para integrar la averiguación criminal correspondiente en la Procuraduría General de la República (PGR), y debe ser consignado ante las autoridades judiciales de La Federación y Jalisco, pues es acusado de ser uno de los principales operadores para asuntos financieros del Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG), grupo criminal liderado por Nemesio Oseguera Cervantes, alias “El Mencho”. Además de esto, a “El Pistolas” se le acusa de otros ilícitos, como desaparición forzada de personas y delitos financieros, contra la salud y atentatorios contra la integridad y el patrimonio de las personas.

Sergio Kurt Schmidt, quien tenía intensa actividad relacionándose con personajes del ámbito político pasando como un “honesto” empresario, disfrutó la extrema cercanía al ex Gobernador Emilio González Márquez, originada a partir de la supuesta participación del hoy capturado en el desfalco en que se afectó al ya desaparecido Banco Internacional, al haber asaltado violentamente, el 15 de diciembre de 1981, las oficinas de esa institución bancaria ubicadas en el número 85 de la calle Roble, en la cabecera municipal de Lagos de Moreno, Jalisco. En los hechos, se le hizo salir forzadamente de su casa a Pedro Muñoz Delgado, a gerente de dicha sucursal bancaria; a los familiares más cercanos de Muñoz Delgado, un grupo de los asaltantes les mantuvieron amagados con armas de fuego, privándolos de la libertad, amenazándolos de ejecutarles si fallaba el violento robo. En tanto, el otro segmento de hampones consolidaba el atraco, siendo dato muy relevante el que entre los asaltabancos se dijo estuvo participando activamente José de Jesús González Márquez, hermano de Emilio.

La información que ha permeado, es que tanto Schmidt Sandoval como Jesús González Márquez, así como otros de los criminales participantes en ese ilícito, evadieron la acción de la Justicia obteniendo libertad bajo fianza y, con algunas ayudas especiales, obtuvieron sentencia absolutoria. Es de presumirse que, tras esos acontecimientos, se produjo el cercanísimo vínculo entre el polémico Sergio Kurt Schdmit y Emilio González, al tiempo que, aparejado al ascenso en su carrera política, el ex mandatario jalisciense hizo que Schmidt Sandoval se beneficiase de muchos jugosos negocios, al asignársele fácilmente diversos contratos de suministro de bienes y servicios a los Gobiernos de Guadalajara y de Jalisco, siendo precisamente Alcalde y Gobernador Emilio González Marquez. De hecho, se llegó a comentar la gran incidencia que el hoy indiciado tuvo en decisiones fundamentales relativas a los reclusorios; existen voces que dicen que no sólo era el jefe de los “negocios lícitos” de proveeduría en reclusorios e instituciones de justicia, sino que además controlaba el autogobierno y los negocios de las cárceles locales.

El ex gobernador Emilio González Márquez.

El ex gobernador Emilio González Márquez.

Toda vez que la Fiscalía General del Estado de Jalisco (FGE-JAL), a cargo de Jesús Eduardo Almaguer Ramírez, ya señaló que investiga por ello a Sergio Kurt Schmidt, la comunidad vallartense exige sea resuelto el caso de presunto secuestro y posible muerte de Humberto Gómez Arévalo, desaparecido desde enero de 2015 cuando era regidor del Ayuntamiento de Puerto Vallarta y, por tal motivo, integrante del cuerpo edilicio que en la administración municipal 2012-2015, encabezó como Alcalde el polémico Ramón Demetrio Guerrero Martínez y hoy nuevamente Diputado. Éste tuvo señaladas diferencias con Gómez Arévalo; además de una escandalosa trifulca con Schmidt Sandoval, pagando caro el precio de oponerse a sus caprichos. El hoy indiciado amenazó públicamente al desaparecido, así como a también a Susana Judith Mendoza Carreño, quien era regidora en esa época y que contendió en la planilla de “El Mochilas” pero, tras las desavenencias, abandonó a la fracción de MC y emigró al PRD, partido que lidera en Puerto Vallarta. En forma por demás valiente, Mendoza Carreño ha estado denunciando esos hechos en diversos espacios noticiosos en la Ciudad de México y en Guadalajara.

También está causando problemas al MC el que se esté difundiendo en redes sociales que una hermana y un hijo de Sergio Kurt Schdmidt Sandoval, han sido empleados municipales en administraciones que ha encabezado, o actualmente lideran, políticos que fueron postulados por ese partido.

La novela seguirá, y los sustos para quienes tuvieron relación intensa con el capturado, serán cada vez mayores.

Lo importante es que la actuación de las autoridades sea eficaz, sin incurrir en el vicio de ejercer golpeteo insano con el fin de menoscabar popularidad y credibilidad de actores políticos, pero tampoco dejando de actuar en contra de presuntos implicados en razón de, siendo parciales, evitar se desgasten o incluso sean inculpados penalmente.

Miércoles negro

Tras la detención de “El Pistolas” por la Comisión Nacional de Seguridad, los medios locales empezaron a publicar que la clase política de Jalisco tenía una relación estrecha con el supuesto operador financiero del Cártel Jalisco Nueva Generación.

Televisa Guadalajara entrevistó al coordinador de los diputados locales de MC, Ismael del Toro, quien dijo conocer a Sergio Schmidt; de hecho, ya se había hecho público que este personaje estuvo en las primeras filas de alguno de sus informes de Gobierno, cuando se desempeñaba como Alcalde de Tlajomulco.

Del Toro dijo, sin embargo, que no tenía ningún tipo de relación con él, pero que hacía un llamado a las autoridades a que identificaran a este tipo de personajes para que no pudiera mezclarse con otros de la vida pública de Jalisco, como políticos y empresarios.

Pero fue la entrevista en una estación de radio la que detonó el tema: la ex regidora de Puerto Vallarta, Susana Carreño, afirmó que el hoy jefe de Gabinete del Ayuntamiento de Guadalajara la había presionado anteriormente para beneficiar a Sergio Schmidt. Lo dijo de manera abierta, incluso retó al funcionario municipal a desmentirla.

Hugo Luna, el mismo que ha participado en varios escándalos, como decir que tenía el poder para aplastar a magistrados si se oponían a sus intereses, envió un comunicado este miércoles aduciendo que no tenía ningún tipo de relación con Sergio Schmidt y que tampoco había llamado a la ex regidora para presionarla.

Pero los medios de comunicación ya estaban en lo suyo: publican que en la página de internet del Ayuntamiento de Guadalajara aparece Kurt Schmidt Díaz, hijo de Sergio Kurt, como empleado en una dependencia que está bajo las órdenes de Hugo Luna.

El alcalde Enrique Alfaro.

El alcalde Enrique Alfaro.

El Alcalde de Guadalajara, Enrique Alfaro, hizo un llamado a no tomar a la ligera este tipo de acusaciones contra el Jefe de Gabinete y el Secretario General del Ayuntamiento, Enrique Ibarra, informó que ya se llevaba un movimiento administrativo. A estas alturas, los hechos y trascendidos ya tomaron un papel oficial tras los comentarios del Alcalde, la carta de Luna donde se deslinda y la rueda de prensa ofrecida por Enrique Ibarra.

En las redes sociales han empezado a circular una gran cantidad de evidencias de la relación entre Emilio González Márquez, Enrique Alfaro Ramírez y Sergio Schmidt, considerado un operador financiero del Cártel Nueva Generación: pantallas de las nóminas del Ayuntamiento de Guadalajara y de Tlajomulco donde se lee el nombre de Kurt Schmidt; noticias que recuerdan el pasado delictivo de la familia del ex Gobernador; fotos de las redes sociales de Kurt Schmidt  invitando a apoyar las aspiraciones políticas de Enrique Alfaro; hasta versiones en los medios que afirman haber visto a Sergio Schmidt cerca de Alfaro en eventos cuando buscaba la Gubernatura de Jalisco.

La semana pasada fue un miércoles negro para la administración de Enrique Alfaro, y para sus aspiraciones rumbo a la Gubernatura en el 2018. Y la investigación apenas comienza…

EtiquetaCosío
Compartir

Dejar un comentario

WordPress Image Lightbox