Violaciones a derechos humanos marcan gobiernos

1334
0
Compartir
Manifestación del 1 de diciembre de 2012. Foto obtenida de Internet.

Manifestación del 1 de diciembre de 2012. Foto obtenida de Internet.

LOS CASOS MÁS SONADOS DE VIOLACIONES POR EL CONSEJO DE FAMILIA, Y SOLAPADOS POR EMILIO, TIENEN UN NOMBRE: ALONDRA

Las violaciones a los derechos humanos, y los actos autoritarios, marcan las últimas tres administraciones del Poder Ejecutivo en Jalisco.

Uno de los Gobernadores más señalados por vejaciones a las garantías individuales es Francisco Ramírez Acuña, famoso internacionalmente por la represión a los altermundistas que se manifestaron en el marco de la cumbre América Latina-Unión Europea, en mayo del 2004.

Denostó los señalamientos de organizaciones defensoras de derechos humanos, que lo persiguieron aún después de haber dejado el Gobierno Estatal y fungir como Secretario de Gobernación, diputado federal y diplomático en España.

Ramírez Acuña no atendió las recomendaciones de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), en la que se le pedía que se investigara y sancionara a servidores públicos que hubieran cometido abusos de autoridad durante su gestión al frente de los jaliscienses. De acuerdo con la Comisión Estatal de Derechos Humanos, en su sexenio se presentaron 772 quejas por tortura, contra 24 registradas en la administración anterior, de Alberto Cárdenas Jiménez. Es decir que el incremento supera un 900 por ciento en las estadísticas.

Si bien lo ocurrido en mayo de 2004, fue precedido por señalamientos de personajes importantes como el secretario general de las Naciones Unidas (ONU), Kofi Annan, y de organismos como Amnistía Internacional que calificó a la tortura y la represión como una política de estado, no es el único capítulo de vejaciones a las garantías individuales.

Al inicio de su administración, mil 500 jóvenes fueron retenidos, dispuestos con la cara al suelo y encañonados durante una fiesta rave, en el “Club Oro” de Tlajomulco de Zúñiga, y el entonces Gobernador dijo que no se permitirían en la entidad ese tipo de orgías y francachelas.

Días después, los familiares de esos jóvenes realizaron una marcha en contra de Ramírez Acuña y lo acusaron de violar las garantías individuales, y acusaron que se manosearon a las jovencitas durante las revisiones.

Otra de las violaciones a las garantías de los jóvenes fue el acoso reiterado contra comerciantes y clientes del Tianguis Cultural, quienes fueron cateados en consideración a la sospecha de que portaban droga y otros objetos ilícitos.

Fuerza política

La administración de Ramírez Acuña es la más señalada de violaciones a derechos humanos.

La administración de Ramírez Acuña es la más señalada de violaciones a derechos humanos.

Los señalamiento de vejaciones a las garantías individuales no hicieron mella en su carrera política, justo un día después del episodio de la Cumbre Iberoamericana, efectuó un multitudinario evento panista en el que levantó el brazo de Felipe Calderón Hinojosa, como gesto de triunfo para proponerlo como candidato a la presidencia de la República.

Lo anterior llevó a este último a dejar su cargo en el gabinete de Vicente Fox, y bautizar los camiones en que se transportaba durante sus eventos proselitistas, como ‘el hijo desobediente’.

Ramírez Acuña rechazó el exhorto del entonces presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, José Luis Soberanes, para debatir públicamente sobre los señalamientos de violencia, tortura, vejaciones y violación de los derechos humanos que sufrieron los detenidos el 28 de mayo, y argumentó en una rueda de prensa: “la investidura de mi gobierno no puede acceder a debatirse en un duelo placero”.

El  mandatario jalisciense leyó un mensaje en el que argumentó que la Constitución no fija que las discusiones de entidades de gobierno se diriman en la arena pública, sino en el marco de las instituciones facultadas para ello, y no admitió ningún cuestionamiento.

A fin de cuentas, ningún policía municipal de Guadalajara, ni de la estatal, fue investigado ni procesado por la represión de los llamados altermundistas, por el contrario se les condecoró en un acto público.

La Comisión Nacional de Derechos humanos constató 19 casos de tortura, 73 incomunicaciones y retenciones ilegales, además de tratos crueles y degradantes.

 

¿Herencia maldita?
Este hecho marcó también a su sucesor Gerardo Octavio Solís Gómez, quien fungía como Procurador General de Justicia del Estado, y consintió encubrir a agentes policiales y camuflarlos cual si fueran manifestantes.

De esa manera espiaban las estrategias de los órganos no gubernamentales y según los reportes de la CNDH provocaron a los participantes en la manifestación para arremeter contra los policías.

Al dejar su encomienda como Gobernador Interino, Solís Gómez pasó al bajo perfil, por convertirse en coordinador de asesores, primero en el Gobierno Federal y luego en el Ayuntamiento de Puerto Vallarta.

Reapareció en el equipo de transición de Aristóteles Sandoval como coordinador general de Política y Seguridad Integral, en medio de críticas de grupos de defensa a los derechos humanos; posteriormente como delegado de la Procuraduría General de la República, cargo que dejó.


No era un duro, pero violó derechos humanos

Emilio

Durante el Gobierno de Emilio destaca la muerte del niño Miguel Ángel López por la contaminación del río Santiago.

Otro Gobernador señalado por muchos casos de vejaciones a las garantías individuales es Emilio González Márquez, quien tan sólo en los tres últimos años de su gestión, de 2010 a 2012, acumuló 73 recomendaciones emitidas por la CEDHJ; solamente en 2011 se le dirigieron 37 recomendaciones por violentar las garantías individuales.

Destacan casos como la muerte del niño Miguel Ángel López Rocha por la contaminación del río Santiago, además de la construcción de la presa El Zapotillo contra la voluntad de los habitantes de las localidades de Temacapulín, Acasico y Palmarejo.

Aunque las vejaciones más relevantes proceden del desaparecido Consejo Estatal de Familia, y por sostener en su cargo a la titular del organismo, Claudia Corona Marseille, señalada de irregularidades en los procesos de adopciones.

Cifras de la CEDHJ revelan que en 2011 se interpuso el mayor número de quejas contra el Consejo, fueron 69, de las 162 interpuestas desde 2007 a marzo de 2013, que concluyó la administración emilista.

Las vejaciones más frecuentes, fueron a los derechos del niño, en 126 quejas, y la prestación indebida del servicio público, con 95 señalamientos; otras acusaciones consistieron en  intimidaciones, amenazas, allanamiento de morada, y retención ilegal.

Las Alondras

Los casos más sonados de violaciones infligidas por el Consejo de Familia, y solapados por González Márquez tienen un mismo nombre: Alondra.

El primero de ellos es el de un transexual que vive como mujer y se hace llamar Alondra; quien cuidó como suya a una niña que le fue dejada por su madre biológica y le fue retirada.

Alondra ganó un juicio, que llegó hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación, y el máximo órgano juzgador del país determinó que reintegraran a la niña con quien la cuidó como una madre.

La determinación no fue acatada, y organismos de defensa a los derechos humanos emitieron pronunciamientos para instar a las autoridades de Jalisco a evitar que las creencias y prejuicios personales prevalezcan en el caso, de manera que priven sólo los derechos humanos y la sentencia de la juez que otorgó la custodia de la menor a Alondra, conforme a la Convención sobre los Derechos del Niño, que en su artículo tercero establece: “en todas las medidas concernientes a los niños que tomen las instituciones públicas o privadas de bienestar social, los tribunales, las autoridades administrativas o los órganos legislativos, una consideración primordial que se
atenderá será el interés superior del niño”.

El otro caso es el una niña de apariencia rubia, que pedía limosna con sus hermanos y su madre en el crucero de las avenidas Vallarta y Niño Obrero, donde se encuentra la Cámara Nacional de Comercio, (CANACO). Alondra, le llamaban algunos medios de comunicación, su nombre es Lezly, pero muchos la conocieron como ‘la güerita de la CANACO’.

A sus ocho años, caminaba por el camellón, pasó de la confluencia para pedir dinero a los automovilistas, uno de ellos le tomó una foto con su celular y en octubre de 2012, lo subió a su perfil de Facebook: Germán Álvarez, quien  acusó que podría ser una niña robada, ya que sus hermanos y su mamá son morenitos.

El asunto se volvió viral y las autoridades jaliscienses actuaron sin una acusación formal, despojando a la mamá de la niña, Jiola Esmeralda Ornelas Sánchez, de sus dos hijos y la arrestaron y amenazaron con encarcelarla hasta por 60 años, bajo el cargo de secuestro.

De esta forma Jiola emprendió una batalla por su hija, y debido a que no tenía dinero fue apoyada por el abogado Luis Rabinal, que la asesoró sin cobrarle un centavo.

En los oficios judiciales se lee que la madre de la niña recibió propuestas de varias personas para comprarle a su güerita, ante la negativa de su parte, el comprador la amenazó con acusarla ante la procuraduría.

Jiola no atendió las amenazas y siguió viviendo de la venta de dulces en el crucero, hasta que la Procuraduría de Justicia hizo un operativo en el sitio; ella se aferró a sus hijos, y forcejeó con los policías que la amenazaron con sus armas de cargo y le arrebataron a Tony, y a Lezly, quienes fueron llevados a la Casa Hogar Cabañas, donde permanecieron nueve meses.

Jiola Esmeralda confirmó ser madre de los niños mediante un examen genético, y un mes después le regresaron a sus hijos; ahora trabaja haciendo la limpieza en un despacho jurídico.

En tanto la pequeña va a la escuela y saca buenas calificaciones.

alondra-derechos-humanos

Alondra, la niña que acusaron de ser robada.

Cerraron el Consejo de Familia

El anterior fue un final feliz de los muy pocos que se vivieron en la oscura historia del Consejo Estatal de la Familia, que cometió innumerables violaciones a los derechos humanos, solapado por el titular del gobierno estatal, ya que no todos fueron denunciados.

En sus 16 años de vida, fue la institución de asistencia con mayor número de recomendaciones por parte de la CEDHJ.

El Gobierno de González Márquez desoyó las acusaciones de malas condiciones de los
albergues, adopciones ilegales y sustracción de menores.

Informes de derechos humanos revelan que 310 niños estaban involucrados en juicio irregulares de patria potestad; en  2012, la PGJ presentó pruebas de 11 menores sustraídos de la entidad, y tres funcionarios actuaron como una red de trata de personas, y en 2013 fueron cesados, pero no se fincaron responsabilidades penales. El Consejo desapareció y su nómina se integró a la Fiscalía General.

Los derechos humanos en el Gobierno de Aristóteles
En sólo tres años, ya tiene lo suyo la actual administración estatal, presidida por Jorge Aristóteles Sandoval Díaz, pues se dispararon las quejas por violaciones a los derechos humanos.  De acuerdo a información de la CNDH, en 2015 se emitieron 28 recomendaciones al Gobernador de Jalisco, y en 2014, se presentaron 24 recomendaciones, en 2013 fueron 26 y para 2012 la cifra fue de 24.

Jalisco ocupa el tercer lugar a nivel nacional en casos de discriminación; en 2015 la entidad recibió 9 mil 345 quejas, y desde el inicio de su administración, Sandoval Díaz se evidenció a nivel nacional al proferir expresiones de discriminación durante un encuentro con medios de comunicación en agosto de 2013, “estamos revisando qué personal o gente, hondureños, gente sobre todo de Centroamérica, que está en las esquinas, necesitamos que se denuncie para, inmediatamente, con todas las condiciones y con todos sus derechos, regresarlos a su país”.

Luego el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) emitió un
comunicado por sus declaraciones contra los migrantes, las cuales fueron calificadas de abiertamente discriminatorias, y que inducen a la población a una actitud hostil contra dicho sector.

El comunicado del Conapred expone que la actitud del gobernador es contraria a la Constitución y a diversos tratados internacionales sobre la protección que los Estados deben de ofrecer a la migración.

Posteriormente el Gobernador se retractó a través de su red social Twitter @AristotelesSD: “lamentó que mis palabras no hayan sido acertadas. En Jalisco no existe política ni intención de perjudicar a los migrantes”.

El gobernador, Aristóteles Sandoval.

El gobernador, Aristóteles Sandoval.

Primeros lugares en desapariciones

Por otra parte, Jalisco es la segunda entidad en la que se reportan más personas desaparecidas en el país, según estadísticas de Amnistía Internacional; y tan sólo en la mitad de 2015 se presentaron 125 denuncias en la Fiscalia General por este delito.

De 2006 a 2014 se abrieron en Jalisco 13 mil 739 indagatorias por desaparición de personas, de las cuales 44 por ciento se abrieron entre 2013 y 2014.

Otras desatenciones a los derechos humanos se infligen a los familiares de mujeres asesinadas, aunque se emitió una alerta genérica para 8 municipios.

La especialista de la Universidad de Guadalajara, María Guadalupe Ramos Ponce, afirma que la alerta es tardía porque al cierre de 2015 fueron asesinadas 151 mujeres, “de 2012 a 2015 se presentaron 560 homicidios a mujeres, de los cuales 111 fueron tipificados como feminicidios”.

Sin embargo considera positiva la activación del Protocolo Alba, para la búsqueda de mujeres de cualquier condición y edad.

La alerta contempla presupuestos de 25 millones de pesos, pero no será suficiente para atender el fenómeno de feminicidios y de violencia intrafamiliar.

Compartir

Dejar un comentario

WordPress Image Lightbox